05/08/2014 | Cristina Fernandez | 1,197 Visitas

La importancia del contenido de calidad en un e commerce

 

Una de las partes más importantes de un e commerce o tienda online es su contenido, como por ejemplo la descripción de los productos. Este contenido puede ayudar a mejorar las posibilidades de venta, por ello, es muy importante que la información de los productos a la venta sea de calidad.

Muchos desconocen la importancia que tiene el contenido de calidad. Algunas tiendas online no pierden tiempo en cuidar los contenidos y directamente hacen un “copia y pega” de las características técnicas del producto. La equivocación más grande es no darse cuenta de que están perdiendo una buena oportunidad para mejorar su posicionamiento web (SEO) y que a través de la descripción pueden llegar a aportar un valor añadido que despierte el interés del comprador en realizar la compra del producto.

Vamos a dar unos consejos sobre cómo generar contenidos de calidad en un e-commerce:

1. Conocer el producto

Muchos gestores de tiendas online no pierden tiempo en conocer en qué consiste el producto que están vendiendo, es por eso que la descripción no resulta informativa, sino confusa. Si conocemos el producto que estamos vendiendo, la descripción será más sencilla de desarrollar. La clave de una buena descripción es destacar los puntos fuertes del producto y resolver las las preguntas que un cliente puede tener sobre el producto sin necesidad de ponerse en contacto con la web online.

2. Estructura de la descripción del producto

El contenido sobre el producto, debe ser original y efectivo. Debemos hacer que la página del producto sea llamativa para atraer más la atención del cliente. Esto no significa que debamos recoger toda la información sobre el producto y redactarla en un párrafo sin más. Aunque expongas mucha información sobre el producto y sea informativa y servicial, si es muy largo se acabará convirtiendo en un texto pesado para el lector. Se recomienda hacer una breve descripción de 50 a 400 palabras, aunque normalmente cuánto más caro sea el producto, más información se necesitará. Como norma general, se debería utilizar la mayor información útil, exponiéndola en la menor cantidad de palabras, así conseguiríamos un contenido de calidad.

No sólo difiere la cantidad de palabras o la calidad de ellas, la forma de estructurar la descripción influirá en el modo de lectura del cliente. Es recomendable realizar una breve descripción introductoria sobre el producto en general e ir exponiendo los detalles más importantes y más atrayentes. Una buena forma de exponer esos detalles sobre el producto, sería con un listado (facilita la lectura y la hace más amena).

Un ejemplo de ello sería el siguiente producto de Zaquia, ¿cómo leéis mejor el texto?

 

TextoZaquiaSV

TextoZaquiaCV

3. En qué basarnos para describir el producto

Lo primero que debemos hacer es conocer al comprador al que va dirigido. Debemos introducir la pregunta y respuesta que creamos que le pueda surgir, saber lo que le interesa, cuáles son sus puntos fuertes y débiles y cómo es más apropiado escribirle. Debemos imaginarnos un diálogo con el cliente que está interesado en adquirir el producto. Describe detalladamente el producto para que el cliente lo sienta como si lo tuviera en sus propias manos.

Dentro de la descripción, debemos evitar las palabras comunes y repetitivas, olvidar las famosas “muletillas” y siempre destacar los beneficios que tiene el producto, es decir, vender la experiencia que aporta. No sólo contar las funciones que tiene sino contar que al tener esas funciones conseguiremos un gran beneficio.

 

4. No solo importa la descripción: diseño, call to action, meta…

No sólo bastará una buena descripción para conseguir un buen posicionamiento o una mayor conversión. Hay muchos factores que influyen a la hora de realizar un contenido que nos ayude a obtener unos buenos resultados. Hay diversas características que influyen sobre el cliente inconscientemente, el diseño de la web, la combinación de colores escogida o la colocación del botón “Comprar”, un diseño llamativo y cerca del precio aumentará la probabilidad de las ventas.

En este ejemplo, del e-commerce de Euronics, se ve claramente:

Euronics BotonCompra

Tampoco hay que olvidar la Descripción Meta o el Título SEO, que no es la parte más visible para quien navega desde nuestro sitio web pero es imprescindible para la captación de un nuevo usuario desde un buscador. El meta título y la meta descripción deben atraer la atención del usuario y mostrar las características más atrayentes del producto, porque en ese momento, el cliente tomará la decisión de hacer un click en una web o en otra.

Este es un ejemplo de uno de los productos infantiles a la venta en Imaginarium:

imaginarium

Estos consejos sólo son el principio de una larga lista de “trucos” que podremos aplicar a los contenidos de nuestro e-commerce para aumentar el interés de los clientes. ¿Añadiríais algún otro a la lista?

 

Un comentario

  1. Me encantó el artículo y los consejos. Esto es lo que siempre he pensado (mi experiencia ha sido en editorial), y estamos aplicando este filosofía no solo en nuestro sitio y sino también en el de nuestros clientes.
    Lo único que le agregaría a tu artículo es la importancia del aspecto visual: fotografías del producto, fotos del producto en ambiente (si es posible) y videos. Con la generación de los milenios, un visual vale más que mil palabras.
    Creo que sería el complemento para un buen contenido.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

¡Contacta con nosotros!

¿ALGUNA DUDA?

Llámanos y nuestros expertos realizarán un asesoramiento personalizado sin compromiso

902 87 73 92

SOLICITAR INFORMACIÓN

* Campos Obligatorios

Afirmo que he leido el aviso legal y acepto la Política de privacidad
Permito el tratamiento de mis datos personales con la finalidad informada